JXD S7300B: La tablet que quería ser consola portátil… o viceversa

Analizamos el cacharro de moda entre los fans de la tecnología de bolsillo.

jxd

Reconozcámoslo de una vez: jugar en pantallas táctiles es un soberano coñazo. Exceptuando el mundo del puzzle y el speedrun, todos sabemos que cualquier intento de disfrutar de un título con un control algo más complejo acaba resultando totalmente fallido, debido a la falta de precisión (y por qué no decirlo, de alma) de los controles virtuales táctiles.

Es de extrañar, por ello, que compañías súper potentes como Google aún no hayan puesto su ojo en un grupo de mercado amplio y ávido de gastar pasta de forma impulsiva: los geeks amantes de los videojuegos. ¿Es que acaso no triunfaría escandalosamente una Google Nexus con controles físicos? Definitivamente sí… pero parece que, por el momento, esto no entra en los planes de los dueños del buscador más guay de Internet.

Pero no pasa nada. Cuando las grandes corporaciones no son capaces de hacer realidad nuestros sueños húmedos llega el turno de las modestas empresas tecnológicas, capaces de volvernos locos con productos que parecen extraídos directamente de nuestros sueños.

Este es el caso de JXD, empresa china que ha lanzado al mercado una tablet Android con el mejor control físico hasta la fecha y el peor nombre comercial de la historia: la S7300B. Gracias a la gente de Willgoo.com hemos tenido la oportunidad de probarla… y nos ha gustado mucho, mucho.

 Bonica por dentro, bonica por fuera

Lo primero que llama la atención cuando tuve por primera vez en mis manos la S7300B es su fantástico acabado. Al contrario que suele ocurrir con otros gadgets chinos, esta tablet está fabricada con materiales de gran calidad y cuenta con un diseño realmente pensado para resultar tan estética como práctica.

jxd3

El hardware de la consola está a la altura de su apariencia exterior: Pantalla multitáctil de 7 pulgadas, Android 4.1. Jelly Bean, Cortex A9 Dual Core, 1 GB de Ram, 8 GB de memoria interna, batería de litio, salida HDMI, puerto para MicroSD, etc. Como veréis, se trata de un aparato bastante competente técnicamente, apto para los juegos Android más tochos y todo tipo de emuladores clásicos. En cuanto a la botonera, la JXD S7300B cuenta con cuatro botones que se asemejan poderosamente al estilo Nintendo, cruceta, dos sticks, cuatro gatillos L y R, y botones Start y Select. De lejos, se trata del híbrido de consola y tablet con la botonera más completa del mercado.

 Judias pochas

Desgraciadamente, no todo pueden ser halagos para esta JXD S7300B. Sin duda, la máquina cumple con nota en el apartado de hardware, pero pincha ligeramente en el software. La distribución de Android 4.1. que incluye es algo inestable: eventualmente los juegos y apps se cuelgan, la compatibilidad no es del 100% y no todos los emuladores van totalmente fluidos. No obstante, los chicos de JXD se han esforzado en arreglar los problemas del firmware incorporado en la consola, con una nueva actualización que mejora muchísimo la estabilidad del sistema. Además, una comunidad de lo más activo comienza a formarse tras la tablet/consola, dando como fruto algunas custom rom que mejoran notablemente el funcionamiento de la JXD S7300B.

jxd2

Emulando todo lo emulable

Además de poder jugar a títulos Android a través de controles físicos, uno de los puntos fuertes de la JXD S7300B es su uso como plataforma de emulación definitiva. Gracias a la potencia de la máquina, podremos jugar sin problemas a títulos clásicos de consola, desde NES hasta Nintendo 64 pasando por PSX. El mapeado de los controles del aparato se llevan a cabo a través de una APP con la que podremos superponer los botones físicos sobre los virtuales. La aplicación es tan sencilla como efectiva, aunque se echa de menos poder mapear los botones Start y Select. Parece ser que JXD ha prometido que incluirá esta mejora en futuras actualizaciones. La verdad es que la mayoría de los emuladores que hemos probado (incluidos los de las consolas menos antiguas) funcionan bastante fluidos en general, con algunos pequeños fallos que seguro se solucionarán con el tiempo.

En resumidas cuentas, JXD nos ha sorprendido muy gratamente con su S7300B. Se trata de una máquina con un acabo y potencia bastante elevada para el precio que tiene (unos 127 € al cambio), y con una posibilidades fantásticas a la hora de poder disfrutar, por fin, de todos esos juegos Android que siempre quisiste catar pero que acabaste aborreciendo por culpa del chungo control táctil.

¡Por cierto! Nos comentan desde Willgoo.com que el color blanco (mucho más chulo que el negro) vuelve a estar en stock… ¡Corran, insensatos!

5 pensamientos en “JXD S7300B: La tablet que quería ser consola portátil… o viceversa

  1. De no ser porque hace poco me hice con una 3DS XL y que no descarto una máq1uina de sobremesa en próximas fechas, casi que me haría con una …principalmente por la emulación, ya que me he perdido grandes juegos y esa espinita me encantaria quitármela

    VN:R_U [1.9.22_1171]
    Karma +1 (1 votos)
  2. yo creo que estas consolas estan muy bien, pero el problema es que siempre te queda esa sensacion de “para que voy a invertir en otro aparato con android si ya tengo un telefono igual”. yo por mi parte apoyo el GWC zero y el Ouya, que creo que tienen bastante para decir

    VA:R_U [1.9.22_1171]
    Karma +3 (3 votos)
    • Yo tengo mucho curiosidad por ver lo que Ouya va a hacer una vez esté en el mercado pero, la verdad, jugar en mi móvil me resulta la mar de incómodo. Por eso, al leer el artículo de Ricochi me ha llamado tanto la atención …si fuera un poco más barata!

      VN:R_U [1.9.22_1171]
      Karma +1 (1 votos)
  3. Hasta que no lo has comentado no me he dado cuenta de algo que salta a la vista: la estética de esta tablet recuerda bastante a los mandos de Nintendo, especialmente al mando-tablet raro de Wii U. La verdad es que a pesar de los errores puntuales que todavía presenta (espero que salvables con las actualizaciones de software) se trata de una máquina muy potente, sobre todo por su control físico.

    VN:R_U [1.9.22_1171]
    Karma 0 (0 votos)

Deja un comentario